fQk3tvLR7XIQKiS2taO2.png

Tamaulipas: el Cártel del Noreste desafía al “Mencho” y su CJNG

Por: Administración
2021-07-21 15:17:09
194

INFOBAE. Al Cártel del Noreste no le da miedo ni las autoridades ni retar a la organización más poderosa y sanguinaria del país: el Cártel Jalisco Nueva Generación.

Este grupo criminal, liderado por Nemesio Oseguera Cervantes, el Mencho se ha ganado el repudio del Cártel del Noreste, a quien intenta arrebatarle la plaza de Tamaulipas con ayuda de su alianza con el Cártel del Golfo.

Varias han sido las demostraciones de fuerza que el Cártel del Noreste le ha hecho a sus antiguos colaboradores del Cártel del Golfo, entre ellos una narcomanta dirigida a César Morfin Morfin, el Primito quien, según las autoridades es uno de los líderes principales del CDG.

“Aquí una muestra que ya entramos a Miguel Alemán, y ahí te deje 27 golfas masacradas hace unas semanas [...] Ni aunque le pidan chichi al Mencho gediondo van a poder bolsa de pendejos”, se leía en una narcomanta firmada por el Cártel del Noreste.

Como ocurre con muchas organizaciones criminales de alto vuelo, el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) se ha ido construyendo de fusiones y alianzas con otros cárteles de la droga. A Tamaulipas —al noroeste del país— llegó hace tiempo y está realizando actividades relacionadas con el tráfico de drogas en la entidad.

Aunque nunca ha emprendido una colonización de la región o ha sentando plaza, el CJNG —que se ha manejado con un muy bajo perfil en Tamaulipas— durante mucho tiempo ha estado interesado en el estado limítrofe con Texas, EEUU, por lo que su presencia se circunscribe a la apertura de rutas de comercialización de droga.

Según reportes de inteligencia, el Cártel Jalisco entró a Tamaulipas mediante relaciones locales, una de ellas la que encabeza con los hermanos y líderes criminales Morfín Morfín. César Morfín, alias el Primito, es uno de los diez delincuentes más buscados en el estado e identificado como cabecilla de la facción Los Ciclones, del Cártel del Golfo.

El Primito, de acuerdo con las autoridades, opera en la zona sur norte de Tamaulipas: Camargo, Gustavo Díaz Ordaz y Miguel Alemán —donde el pasado 29 de junio fueron encontrados los cuerpos de nueve sicarios—.

El Cártel del Golfo buscó por todos los medios una alianza con el cártel de las cuatro letras para nutrirlos de los recursos que habían perdido tras su ruptura con los Zetas. En su objetivo, el CDG buscó con insistencia a los líderes del cártel de las cuatro letras para que voltearan a verlo.

Durante las primeras fases de la expansión que ejecutó el Cártel Jalisco Nueva Generación en varios municipios, el Cártel del Noreste —otra de las organizaciones criminales en disputa por Tamaulipas — mantuvo una postura pasiva, porque erróneamente pensaron que el grupo criminal de Nemesio Oseguera Cervantes, el Mencho, sería derrotado en varios de los frentes de batalla. Pero esto no ocurrió.

El Cártel del Noreste, los eternos enemigos del CDG, mantienen una guerra sorda por el tráfico de drogas y de personas, así como de armas y dinero que bajan desde el sur de Texas.

En la estructura criminal del narco en Tamaulipas existen seis grupos criminales que se disputan el territorio. Uno de ellos son Los Ciclones, señalados como responsables de la masacre de 15 civiles en Reynosa, Tamaulipas, el pasado 19 de junio. Esta célula delictiva, mantiene una alianza con el cártel de Los Zetas Vieja Escuela. Ambos están interesados en frenar el avance del Cártel del Noreste, que está actualmente comandado por Juan Gerardo Treviño Chávez, el Huevo Treviño.

Investigaciones recientes vinculan al grupo del Huevo con la célula delictiva de Los Metros, que opera en Reynosa. Ambas bandas delictivas se han unido para enfrentar a Los Ciclones, quienes tiene un pacto con el CJNG.

Los expertos advierten que las alianzas en Tamaulipas suelen realizarse bajo una presión-soborno-negociación de los líderes criminales. Saben que la sangre es costosa y que una negativa es una declaración de guerra que se paga con la muerte.