U16140Cfiw2X2UhhJkmR.jpeg

"Ya casi no hay selva tropical": Responde AMLO a opositores del Tren Maya

Por: Administración
2020-06-27 16:55:47
179

El presidente AMLO reaccionó a la suspensión definitiva concedida por una jueza federal en el estado de Chiapas en contra de las obras de construcción de tramo I del Tren Maya

En su conferencia mañanera de este miércoles 24 de junio, el mandatario federal dijo que su gobierno está analizando los efectos de la medida judicial, pero explicó que contrario a lo que piensan los ambientalistas, "ya casi no hay selva tropical" en el país. 

Consideró que existen intereses políticos detrás de la campaña en contra del proyecto, y reiteró que, para considerarse como "selva tropical", un terreno debe contar con árboles como cedros, caobas y ceibas, mismos que, recordó, fueron devastados durante el periodo de gobiernos neoliberales. 

"Ya casi no hay selva tropical en el país. Se devastó, eso no lo vieron los ambientalistas, nada más quedan pequeñas áreas en las zonas arqueológicas es donde hay selva(...) El que no tiene una idea de esto, piensa que se va destruir la selva". - AMLO. Presidente de México.

En cuanto a las acusaciones de un supuesto daño ambiental por la obra en el sureste mexicano, el presidente rechazó el señalamiento y recordó que su gobierno, a través del programa de bienestar "Sembrando Vida", ha lanzado un plan de reforestación de maderas preciosas sin precedente en el mundo. 

Insistió que pese a su objeción, se acatará la medida ordenada por la autoridad judicial en tanto se resuelve de manera definitiva el juicio de amparo. 

La suspensión definitiva contra el tramo I del Tren Maya

La Jueza Segundo de Distrito de Amparo y Juicios Penales Federales del estado de Chiapas concedió la suspensión definitiva a "un grupo de personas pertenecientes al pueblo Ch’ol", de las comunidades de Palenque, Salto de Agua y Ocosingo, quienes se ampararon en contra de la construcción del tramo que va de Palenque, en Chiapas, a Escárcega, en Campeche. 

Los pueblos indígenas reclamaron un riesgo a su "derecho a la Salud" con el inicio de obras, ante los altos niveles de transmisión de coronavirus Covid-19, y solicitaron el freno, mismo que tiene como excepción los trabajos de mantenimiento de las vías, que podrán seguir realizándose. 

Hace unos días, el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) inforó que la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) del tramo de Palenque a Izamal contempla el derribo de 6 mil 637 árboles.

Fuente: Alexis Pavón / SDP