aANdDGImKBRO1swErvzY.jpg

Banxico no se sumará al cerco alcista de los bancos emergentes

Por: Administración
2021-05-11 10:01:13
101

EL ECONOMISTA. El Banco de México llegará tarde a la tendencia de los emergentes para subir la tasa de interés pese a la presión al alza que están ejerciendo los precios de combustibles, commodities y la evidencia de choques de segundo orden en la fijación de precios, concuerdan analistas de Goldman Sachs, Barclays, Banorte y Pantheon Macroeconomics.

Los citados estrategas coinciden en advertir que México dejará sin cambio la tasa de fondeo interbancaria, en 4% en la reunión del próximo 13 de mayo, alargando su posición de reposo para observar la evolución de la economía en el contexto de tensión por los precios al alza.

Alberto Ramos, economista para América Latina en Goldman Sachs, explica que “la orientación de la Junta de Gobierno del Banco de México”, dificultará que México se sume a la tendencia de los bancos centrales emergentes que en cambio ya han comenzado a subir las tasas.

Ello, ya que en las últimas dos minutas de las reuniones monetarias, tres de los cinco miembros de la Junta resaltaron la importante contribución de la política monetaria a la recuperación económica.

No obstante, acotó que “la aceleración de la inflación general aumenta el riesgo de efectos de segundo orden y una mayor propagación de los actuales choques de oferta” y recordó que también en las minutas, los citados tres miembros de la Junta señalaron que “si bien la política monetaria podría contribuir más a la recuperación, debe hacerlo sin comprometer la estabilidad de los precios”.

Andrés Abadía, economista en jefe para América Latina de Pantheon Macroeconomics, destacó que otro punto a considerar para asumir que viene más cautela en Banco de México respecto a reanudar el ciclo de recortes, es la tensión política.

Ante la proximidad de las elecciones aumenta el riesgo político y resulta menos sencillo tomar una decisión sobre las tasas antes de conocer el resultado electoral, explicaron en el citado análisis.

Alberto Ramos señala que “probablemente la Junta de Gobierno juzgará que en esta coyuntura (política) la recompensa por el riesgo debe ser atractiva”.