GvubDe7aSxJ1Vir1agOv.png

Reportan despidos de funcionarios en Tamaulipas por no colaborar en campaña

Por: Administración
2024-05-24 20:56:11
104

LA JORNADA. El delegado de Bienestar Social del Estado en Nuevo Laredo, Alejandro Alvarado Vega, ha despedido a 49 gestores sociales y presidentes de Comités Vecinales por no colaborar en la campaña política de su esposa, Gabriela Regalado, quien busca la reelección como diputada local.

Los gestores, empleados estatales de la Delegación de Bienestar Social, expresaron su malestar y denunciaron que fueron despedidos injustamente por negarse a acatar las órdenes de Alvarado de pedir el voto cruzado y condicionar la entrega de despensas para favorecer a Regalado.

“A mí en lo personal me dijo que no le importaba, pues que apoyara otra gente, nomás que apoyara a la diputada Gaby Regalado, aquí del Distrito Uno” aseguró Juany Camacho, una gestora social, reconocida en el ámbito político.

Esta situación ha generado preocupación y tensión entre los trabajadores, quienes cuestionan la ética del delegado y su manejo del programa social.

Los despedidos, Juan Pablo Méndez Colunga, Verónica Aranda, Juana Hernández, Susana Reyes, Rosa María Carranco Espinoza, Mónica Murillo, Ana Laura García García, Cindy Polito, Armando Martínez, Vicente Mendoza y Juany Camacho, y otros, se han unido a la campaña del PAN en respuesta a lo que consideran una injusticia cometida por Alvarado.

Cada gestor operaba de dos a tres comités vecinales, que también fueron desaparecidos, y representan un promedio de dos mil votos cada uno, pero al negarse a operar solo a favor de Gabriela Regalado, y utilizar las despensas del Gobierno del Estado para “comprar” votos, se les despidió.

“Teníamos la orden de entregar despensas y pedir el voto por Morena, cuando sabemos por el contrato que firmamos, que este programa social es apartidista, pero las órdenes eran obligar a la gente a apoyar a la esposa del delegado o se les quitaba la despensa”, denunció Ana Laura García García.

Narraron cómo, aunque estaban trabajando en la Delegación de Bienestar Social, y el delegado Alejandro Alvarado los mandó a trabajar en la campaña del PAN, “nosotros no sabíamos nada, el delegado sí sabe, hacemos un llamado al gobernador Américo Villarreal, porque es una injusticia lo que están haciendo con nosotros, porque nosotros no pedimos estar donde estamos. Él fue el que nos vendió”, señaló otro de los gestores.

“En una reunión me dijo que sería voto cruzado. A el delegado lo que le interesa es que gane su esposa, no le importan los demás candidatos de Morena, ni siquiera la candidata a la reelección Carmen Lilia Canturosas, me dijo que a él le vale”, enfatizó Mónica Murillo.

Los afectados señalan al delegado y a su esposa como responsables de cualquier agresión o represalia en su contra.


n6oPerUY3K4X2IyYNU0N.png

Administración

Síguenos en nuestras redes sociales!

FacebookTwitter, o Mándanos un Correo Electrónico